A raíz de una conversación privada de uno de los muchos asistentes de GRRM, ha quedado desvelado un nuevo giro oculto en la historia del que, hasta ahora, la mayoría del fandom renegaba. De la charla que mantuvo con un par de amigos el ayudante del escritor solo han trascendido un par de datos. Por un lado, el nombre de pila del susodicho, Stuart, y, por otro, la frase que ha desatado la polémica:

¡¡¡Alerta spoiler, no seguir leyendo!!!

Isla Tranquila esconde más de lo que piensas, el texto te guía en una dirección mientras que la otra apenas se muestra.

Stuart, el asistente

 

Ya os podéis imaginar la controversia que esta filtración ha causado. Obviamente, este Minion, como les llama Martin, ha sido despedido fulminantemente. Si algo nos quedó claro tras Game of Thrones fue que no nos gustaba enterarnos de spoilers por otra fuente que no fuesen los libros. Sin embargo, ¿qué clase de web seríamos si no publicáramos esta noticia tan relevante para discutirla con la comunidad?

Analizando la frase de Stuart

“Isla Tranquila esconde más de lo que piensas.”

 

Creo que nadie puede poner en duda, y menos tras la serie, que lo que esconde Isla Tranquila es a Sandor Clegane, el Perro. Mucho antes de la revelación de HBO, había un gran consenso en el fandom sobre quién se escondía tras el personaje del enterrador de la isla. Por tanto, no nos detendremos ahora en este misterio. Sigamos…

“… el texto te guía en una dirección.”

 

En los capítulos de Brienne, de manera más o menos disimulada, el autor nos hace pensar en Sandor Clegane continuamente. Por una parte, la doncella de Tarth va en busca del Perro para ver si alguna de las hermanas Stark viaja con él o éste le puede ofrecer alguna pista sobre el paradero de las niñas. Pero quizá la pista más recurrente sea la mascota canina que acompaña al septón Meribald y que, casualidades de la vida, no tiene nombre, por lo que en nuestro subconsciente siempre sobrevuela “el Perro”.

—¿Vuestro perro tiene nombre? —preguntó Podrick Payne.
—Claro que sí —respondió Meribald—. Pero no es mi perro. Ni hablar.
El animal ladró y meneó la cola. Era grande y peludo; pesaría más de cinco arrobas, pero era cariñoso.
—¿De quién es? —preguntó Podrick.
—Suyo, claro, y de los Siete. En cuanto a su nombre, pues no me lo ha dicho. Así que lo llamo perro.

brienne v, festín de cuervos

 

“… mientras que la otra apenas se muestra.”

 

Es aquí donde nos vamos a detener, puesto que es donde se encuentra lo mollar del asunto. Sin duda hay muchas incógnitas en esta saga y cualquier filtración no puede quedar impune. Sin embargo, la drástica salida de Stuart del grupo de asistentes de Martin ha hecho pensar a la mayoría de los seguidores que lo que escondían sus palabras era de mayor trascendencia incluso que el misterio del enterrador de Isla Tranquila. Y es que, ¿quién puede haber más importante en la saga que Rhaegar Targaryen? Con él empezó todo.

¿Es Rhaegar el hermano arpista de Isla Tranquila?

Todo parece indicar que sí y, ahora, desarrollaremos esta idea.

Rhaegar

Rhaegar Targaryen, por aegia

[…] Tampoco fue una comida triste. Antes de que llegaran las bandejas, Meribald recitó una plegaria, y mientras los monjes comían sentados alrededor de cuatro mesas largas, uno de ellos tocaba el arpa y llenaba la estancia con su agradable sonido. Cuando el Hermano Mayor dio permiso al músico para ir a comer, el hermano Narbert y otro personero leyeron por turnos pasajes de La estrella de siete puntas.

brienne vi, festín de cuervos

 

Un arpa no es un instrumento para gente humilde como el que se puede encontrar en una especie de monasterio como es Isla Tranquila. El arpa es un instrumento musical para gente noble e instruida. Si de alguien se ha hablado en la saga que tocara el arpa de manera sobresaliente es de Rhaegar Targaryen. De hecho, en capítulos anteriores a este, es Cersei quien vuelve a recordar al príncipe de cabellos plateados tocando el arpa en Roca Casterly haciéndola llorar.

—[…] Aquí recibimos muchas bendiciones. Cuando el río llega a la bahía, las corrientes y las mareas se enfrentan, y empujan hasta nuestras orillas muchas cosas extrañas y maravillosas. Los pecios son lo de menos. Hemos encontrado copas de plata, ollas de hierro, sacos de lana, fardos de seda, cascos oxidados y espadas brillantes… Hasta rubíes.
Ser Hyle se mostró muy interesado.
¿Rubíes de Rhaegar?
—Es posible. ¿Quién sabe? La batalla tuvo lugar a muchas leguas de aquí, pero el río es incansable y paciente. Ya nos han llegado seis. Estamos esperando el séptimo.
—Mejor rubíes que huesos. —El septón Meribald se estaba frotando el pie para quitarse el barro de entre los dedos—. No todos los regalos del río son tan gratos. A los buenos hermanos también les llegan cadáveres. Vacas y ciervos ahogados, cerdos tan hinchados que parecen caballos pequeños… y cadáveres humanos.

brienne vi, festín de cuervos

 

¿Reciben muchas bendiciones y entre ellas rubíes? Y seis nada menos. Seis deidades de la fe que profesan ¿no será que el séptimo rubí es el mismísimo Rhaegar? La séptima deidad, el Desconocido. A los monjes de Isla Tranquila, como ha quedado demostrado con el Perro, se les da muy bien ocultar a personas que no quieren ser descubiertas y tal parece que su isla no es un lugar muy frecuentado, ya que se ha librado por suerte de los horrores que rodean el resto de tierras del Tridente.

—Ya ha encontrado el descanso. —El Hermano Mayor hizo una pausa—. Sois joven, niña. Yo ya he vivido cuarenta y cuatro días del nombre, así que tengo más del doble de edad que vos. ¿Os sorprendería saber que fui caballero?

brienne vi, festín de cuervos

 

Es curioso que se mencione la edad del Hermano Mayor junto con el importante dato de que fue caballero. Durante la Batalla del Tridente (283 d.C.) el Hermano Mayor tendría veintisiete años, una edad muy similar a la que tenía Rhaegar, por lo que bien podrían haber luchado codo con codo en el Tridente, más sabiendo que el Hermano Mayor luchó en el bando Targaryen y, tras quedar inconsciente en la batalla, despertó en Isla Tranquila tras dársele por muerto. Un destino muy similar al que le depararía al Príncipe Dragón y una de esas experiencias que hacen forjar una amistad que te llevaría incluso a ocultar al hombre más buscado de Poniente.

—¿Cuándo cambió? —preguntó Brienne.
Cuando morí en la batalla del Tridente. Yo luchaba por el príncipe Rhaegar, aunque él jamás llegó a conocer mi nombre. No sabría deciros por qué, excepto que el señor al que servía yo servía a otro señor que servía a otro señor que había decidido apoyar al dragón y no al venado. Si hubiera decidido lo contrario, yo habría estado al otro lado del río. […] Oí unos cascos a mi espalda y pensé: “¡Un caballo!” Pero antes de que pudiera volverme, algo me golpeó en la cabeza y me derribó en el río, donde lo normal habría sido que me ahogara.
»Y me desperté aquí, en la Isla Tranquila. El Hermano Mayor me dijo que llegué a la orilla desnudo como en mi día del nombre.

brienne vi, festín de cuervos

 

Pero sigamos adelante en este peculiar camino para conocer la última pista que nos deja Festín de Cuervos sobre la posible ocultación del príncipe dragón.

—Hay quien la llama Posada Vieja. Ahí ha habido una posada durante cientos de años, aunque esta en concreto se edificó durante el reinado del primer Jaehaerys, el rey que hizo el camino Real. Se dice que Jaehaerys y su reina dormían en esa posada cuando estaban de viaje. Durante un tiempo, la posada se conoció como Dos Coronas, en su honor, hasta que un posadero construyó un campanario, y pasó a llamarse Posada del Tañido. Más tarde fue a parar a manos de un caballero tullido que se llamaba Jon Heddle el Largo, que se dedicó a trabajar el hierro cuando se sintió demasiado viejo para seguir luchando. Forjó un cartel nuevo para el patio, un dragón de tres cabezas de hierro negro, y lo colgó de un poste de madera. La bestia era tan grande que tuvo que fabricarla con una docena de piezas, y luego las unió con cuerdas y alambres. Cuando soplaba el viento, las piezas chocaban entre sí, de manera que todos la llamaban la Posada del Dragón Tintineante.
—¿Aún tiene ese cartel? —preguntó Podrick.
—No —dijo el septón Meribald—. Cuando el hijo del herrero ya era anciano, un hijo bastardo del cuarto Aegon se rebeló contra su hermano legítimo y adoptó como blasón un dragón negro. Por aquel entonces, estas tierras pertenecían a Lord Darry, y su señoría era leal al rey. Solo con ver el dragón negro de hierro se puso tan furioso que cortó el poste, hizo pedazos el cartel y lo tiró al río. Una de las cabezas del dragón llegó a la Isla Tranquila muchos años más tarde, aunque ya estaba roja de óxido. El posadero no sustituyó el cartel, así que la gente se olvidó del dragón y empezó a llamar al establecimiento la Posada del Río. En aquellos tiempos, el Tridente corría bajo su puerta trasera y la mitad de las habitaciones quedaba encima del agua. Se decía que los huéspedes podían tirar un sedal por la ventana para pescar truchas. También había una barcaza que hacía la travesía; así, los viajeros podían cruzar a Aldea de Lord Harroway y Murosblancos.

brienne vii, festín de cuervos

 

En un párrafo donde se describe la historia acontecida y cómo los avatares del tiempo fueron cambiando el nombre a una posada, se encuentra oculta la última pista. Bien escondida como el protagonista de nuestra entrada y a la vez dejando muchos indicios en el mismo discurso.

Fijémonos en cómo se denomina por primera vez a la posada, Dos Coronas. Podría referirse a la corona oficial que gobierna en Desembarco y la corona real que permanece oculta.

Luego nos menciona el cartel con las tres cabezas del dragón, que si bien podría pasar por el emblema de los Targaryen sin más, nos aventuramos a decir que simboliza aquella profecía en la que Rhaegar creía fervientemente. No podemos dejar de lado que una de esas cabezas se oxida por el paso del tiempo (envejece) y, ¿a dónde va a parar? Exacto, a Isla Tranquila.

—¿Cómo se llama la posada ahora? —preguntó Podrick
—La gente la llama la posada de la encrucijada, sin más. El Hermano Mayor me dijo que dos sobrinas de Masha Heddle la han vuelto a abrir. —Señaló con la pica—. Si los dioses son bondadosos, ese humo que se eleva más allá de los hombres ahorcados será el de sus chimeneas.

brienne vii, festín de cuervos

 

Y ¿dónde ocurre todo esto? En la Posada de la Encrucijada, cuya definición es la siguiente: lugar donde se cruzan varios caminos o calles de distinta dirección. ¿No es eso lo que trata de hacer Martin? Describir distintas direcciones alumbrándonos alguna senda y dejando convenientemente a oscuras otras direcciones que pueda revelar más adelante en la historia.

Nuestra hipótesis es que no fue Rhaegar quien murió en el Tridente, sino uno de sus escuderos, aquel del que no se halló rastro alguno tras la batalla, Richard Lonmouth. ¿Pudo cambiar su armadura Rhaegar con su escudero? Gracias a Lyanna y el secreto del Caballero de Árbol Sonriente, el heredero Targaryen aprendió cómo ocultar una identidad y jugar esa baza a su favor. No se puede dudar de que Robert Baratheon en sus buenos tiempos fuera un gran luchador, ¿pero tanto como para vencer a Rhaegar, que se había convertido en el mejor caballero de Poniente? Esta parte siempre fue un tanto difícil de asimilar.

Robert Baratheon y Rhaegar Targaryen, Batalla del Tridente, por Mike S. Miller

Tras la batalla todo estaba perdido, no era momento de revelar su identidad y decidió permanecer junto a los monjes, quién sabe si para siempre o esperando el momento adecuado para enfrentarse de nuevo a su destino.

No queremos concluir esta entrada sin dejaros otra cita llamativa. Y esta no tiene lugar en Festín de Cuervos. Esta cita es de Juego de Tronos y con lo que le gusta jugar a George R. R. Martin no es de extrañar que sea una de esas veces que trolea a sus propios protagonistas.

—Ánimo, Padre. —Tyrion sonrió, malévolo—. Al menos, Rhaegar Targaryen sigue muerto.

tyrion ix, juego de tronos

 

¿Qué os parece esta nueva teoría? ¿Os gusta la idea de que Rhaegar esté vivo? ¿Qué consecuencias podría tener que el verdadero heredero no esté muerto?¿Pensáis que puede ser a otro misterio al que se refiere el asistente de GRRM? ¿Pensáis que se ha sido demasiado cruel con Stuart despidiéndolo por haber cometido un inocente error?