1. Rebelión de la Fe Militante 2. Las Islas del Hierro en la Conquista 3. Los norteños ante Aegon

Regresamos una semana más con otra edición de Consulta en los Fuegos, sección en la que trataremos de resolver los misterios de Canción de Hielo y Fuego que nos hacéis llegar con vuestros cuervos. Como siempre, agradecemos vuestra participación en esta sección y os recordamos que su existencia depende exclusivamente de las consultas que nos hagáis llegar, de modo que os animamos a enviar un cuervo a clbraavos@gmail.com cuando tengáis cualquier duda o pregunta relacionada con la saga. Sin más dilación, juntémonos todos alrededor de las llamas, ya que…

¡¡¡TODOS SOMOS EXPERTOS EN MAYOR O MENOR MEDIDA!!!

Consulta enviada por Wilma Deering

Mi consulta de hoy trata de la Rebelión de la Fe Militante. Leyendo sobre sus orígenes en Fuego y Sangre, me encontré con un curioso detalle en el siguiente fragmento:

A finales del 41 d. C., gran parte del reino se hallaba inmersa en una rebelión bien orquestada contra la casa Targaryen. Los cuatro falsos reyes que habían surgido a la muerte de Aegon el Conquistador no parecían sino necios con ínfulas en comparación con la amenaza del nuevo levantamiento, puesto que los nuevos rebeldes se creían soldados de los Siete en una guerra santa contra un tirano impío.

Docenas de señores devotos de todos los rincones de los Siete Reinos se hicieron eco del clamor, arrancaron los estandartes del rey y se declararon a favor del Septo Estrellado. Los Hijos del Guerrero tomaron las puertas de Desembarco del Rey, asumieron el control de las idas y venidas de la ciudad y echaron a los obreros de la Fortaleza Roja, a medio construir. Los Clérigos Humildes inundaron las calles por millares y obligaron a los viajeros a declararse «a favor de los dioses o de la abominación»; llevaron su protesta a las puertas de los castillos para forzar a sus señores a abjurar del rey Targaryen. En las Tierras del Oeste, el príncipe Aegon y la princesa Rhaena tuvieron que interrumpir el viaje y buscar cobijo en el castillo de Refugio Quebrado. Un enviado del Banco de Hierro de Braavos, que había acudido a Antigua para tratar con Martyn Hightower, el nuevo señor de Torrealta y Voz de Antigua tras la muerte de su padre, lord Manfred, hacía unas lunas, envió una carta en la que decía que el Septón Supremo era «el verdadero rey de Poniente en todo, menos en el título».

fuego y sangre, los hijos del dragón

 

Retrato del Archimaestre Gildayn, por Doug Wheatley

Ahora bien, yo me pregunto: ¿a quién iba dirigida esa carta y por qué acaba en poder de la Ciudadela? Es más, aunque fuera efectivamente una carta enviada a Martyn Hightower y “conservada” muy convenientemente por su maestre, ¿por qué la trae a colación el archimaestre Gyldayn? ¿Es verdaderamente un testimonio “inocente” de aquellos días o Gyldayn está dejando pistas para lectores suspicaces? ¿Puede ser que el Banco de Hierro estuviera financiando dicha Rebelión… a través de Martyn Hightower, coincidiendo con su nombramiento como nuevo señor de Torrealta? ¿Qué opináis?

 

Consulta enviada por Noelia Aranda

Llevo unos días dándole vueltas a un tema tras leer Fuego y Sangre. Trata sobre Aegon el Conquistador y por qué tardó tanto en poner orden en las Islas del Hierro tras acabar con la Casa Hoare.

Tras la batalla de Campo de Fuego, la Casa Gardener se extinguió y Altojardín fue concedida a los Tyrell por rendir el castillo sin presentar batalla. Según nos indica el maestre Gyldayn en Fuego y Sangre:

Aun así, la conquista de occidente no había culminado, por lo que el rey Aegon se despidió de sus hermanas y partió de inmediato a Altojardín, con la esperanza de asegurarse su rendición antes de que otro aspirante lo reclamara para sí. Encontró el castillo en manos de su mayordomo, Harlan Tyrell, cuyos antepasados llevaban siglos al servicio de los Gardener.

fuego y sangre, la conquista de aegon

 

Sin embargo, cuando Aegon acabó con la Casa Hoare en Harrenhal, que reinaba en las Tierras de los Ríos y las Islas del Hierro, le otorgó a Edmyn Tully el gobierno de las Tierras de los Ríos y lo nombró Señor Supremo del Tridente. Si Harren Hoare reinaba en las Tierras de los Ríos y las Islas del Hierro, ¿por qué a la Casa Tully sólo le concedió el gobierno del Tridente?

La destrucción de Harrenhall y la sangre negra. Por René Aigner

Es más, Aegon no acudió a poner orden en las Islas del Hierro hasta el año 2 d.C., tras más de un año de guerras entre los hombres del hierro y de que se alzasen numerosos pretendientes al trono para suceder a Harren.

Más adelante se planteó la cuestión de quién debería gobernar las Islas del Hierro en nombre del rey. Se sugirió que los hombres del hierro rindieran vasallaje a los Tully de Aguasdulces o a los Lannister de Roca Casterly y algunos llegaron a proponer que se los entregase a Invernalia. Aegon escuchó todos los alegatos, pero al final decidió que permitiría a los hombres del hierro elegir a su propio señor supremo. Nadie se sorprendió de que escogieran a uno de los suyos: Vickon Greyjoy, Lord Segador de Pyke. Lord Vickon rindió pleitesía al rey Aegon y el Dragón partió con su armada.

fuego y sangre, el reinado del dragón: las guerras del rey aegon i

 

Finalmente dejó que ellos mismo eligieran a su gobernante; pero, comparado con lo sucedido en el Dominio, es extraño pensar que tardara tanto tiempo en encargarse de las Islas del Hierro. ¿Qué motivo podría tener para mostrar tal apatía?

Consulta enviada por El negro Morroqo Oqo

Quisiera saber su opinión respecto a si creen que Invernalia y el Norte, haciendo lo mismo que la “Gran Dorne” (guerra de guerrillas, aprovechar el terreno, factor climático, etc.), hubiera resistido de mejor forma ante Aegon. El estilo norteño es decidirlo todo en una sola batalla; así se deja entender. Pero si hubieran aplicado las mismas tácticas que los dornienses, ¿les hubiera dado resultado?

Bruce Banner photo banner definitivo_zps6ghqu7nl.gif